Ya lleva más de 70 años entre nosotros y, en todo este tiempo, han aparecido infinidad de misterios, anécdotas y curiosidades sobre el DNI.

Todo ciudadano español mayor de 14 años debe disponer de su propio Documento Nacional de Identidad (o DNI).

El nacimiento del DNI

En 1824 el rey Fernando VII fundó la policía, organismo que creó padrones para registrar datos como la edad, el sexo, el estado civil, la profesión y la naturaleza de los habitantes. Tiempo después, antes de la Guerra Civil, muchas diputaciones emitieron “Cédulas Personales”, cuyos datos variaban entre las localidades.

En 1944 Francisco Franco puso en marcha un plan nacional de identificación. Al año siguiente convocó un concurso para oficializar el modelo del DNI. El elegido ganó 30.000 pesetas.

El caudillo se reservó los primeros 100 números para distribuirlos a su criterio y se asignó el número 1. A su esposa Carmen Polo el dio el 2, y el 3 para Carmen Franco Polo, su hija. Los números del 10 al 99 están reservados a la familia real y su descendencia. A los Reyes Eméritos Don Juan Carlos y Sofía les correspondieron los números 10 y 11 respectivamente, y a sus hijos y nietos se les fue asignado cada DNI por el orden de nacimiento.

Desde aquel primer documento, el DNI ha pasado por otros 8 cambios. En el 2006 llegó el primer DNI con chip, su vigencia duró hasta el 2015, cuando se introdujo un nuevo documento que incorpora la tecnología NFC (Near Field Communication).

Mitos y curiosidades sobre el DNI

Alrededor del DNI se han tejido varios mitos y curiosidades. Lo que sí es un hecho es que, por motivos legales, el número de DNI es perpetuo, personal e intransferible. La creencia de que los números bajos, o los que empiezan por cero, pertenecían a una persona ya muerta es falsa.

La superstición también ha marcado la historia del DNI: no existe documento de identidad con el número 13. De haberse seguido la numeración, se lo habrían asignado a la infanta Cristina, pues su hermana Elena tiene el 12.

Es falsa la creencia popular sobre la dirección de la flecha. Este mito afirma que si la flecha apunta a la derecha es porque el propietario tiene antecedentes penales. También es falso que el número ubicado en el margen derecho del reverso del DNI representa al número de personas que se llaman igual.

Cuando se creó el DNI no existía un respaldo sobre la fidelidad de los datos del titular. De hecho sólo la Iglesia Católica poseía esta clase de archivos. Fue entonces cuando surgió al figura del “fiador” o “confidente”. Esta persona era la que certificaba la identidad del ciudadano ante las autoridades.

El 30% de los números de DNI que figuraban en los datos de Hacienda en 1987 eran incorrectos y, hasta 1991, los números eran asignados de forma manual. Cuando llegó el DNI informatizado se descubrieron las consecuencias de los métodos manuales, apareciendo personas a las que se les había asignado el mismo número de identidad.

El DNI en la actualidad

Hoy en día hay que renovar el DNI cada cierto tiempo. Dicho tiempo se establece según cuál sea la edad del individuo:

  • Los menores de 5 años de edad tienen 2 años de validez
  • Personas entre 5 y 30 años deben renovarlo cada 5 años
  • Personas entre 30 y 70 años lo renuevan cada 10 años
  • A partir de los 70 años tiene validez permanente

El coste tanto de la expedición como de la renovación se revisa cada año. Es fundamental conocer cuánto cuesta el DNI para disponer de ese importe el día de la cita y no perder el turno. Un fallo de organización de este tipo puede poner al límite la fecha de caducidad y anular nuestra identificación para cualquier trámite que necesitemos realizar.

El pasaporte es el otro documentos oficial que acredita la identidad de los ciudadanos españoles fuera de España.

El pasaporte español es el tercer pasaporte con mayores ventajas de todo el mundo. Todos aquellos que tengan un pasaporte español pueden visitar 175 países sin necesidad de visado.

Hoy en día, la expedición de un nuevo pasaporte se realiza sobre la marcha. Las tasas para tramitar el pasaporte son fijas para todos, excepto para los que acrediten ser familia numerosa, que lo pueden obtener totalmente gratis.

Antonio Serrano

¡Esto tienes que compartirlo!