¿Conoces el origen de los servicios de mensajería?

Desde el transporte a caballo, hasta los sistemas de rastreo por satélite, los servicios de mensajería son de los que más han evolucionado en la historia.

La logística que está detrás de los servicios de mensajería en la actualidad dista años luz si se compara con sus inicios. Hace miles de años, alrededor del 2.400 a. C., los antiguos faraones de Egipto contaban con mensajeros que hacían saber al pueblo cuáles eran los decretos que se promulgaban.

La palabra “postal” se refiere a “posta”, que tiene que ver con la primera forma de correo que se conoce, que se efectuaba de posta a posta. Se trataba de los puntos donde eran amarrados los caballos. Este tipo de correo se extendió hacia Grecia y Roma.

Tras la caída del Imperio Romano, los reinos de España configuraron su propia red de mensajería entre las ciudades. Para ese entonces, la figura era conocida como “mandadero”. Los servicios fueron evolucionando hasta que se transformaron en una responsabilidad de los estados.

Si pensabas que los paquetes llegaban al día siguiente, te equivocas. Al enviar la correspondencia, esta podía tardar semanas, incluso meses, hasta llegar a su destinatario. Muy diferente a lo actual, ¿no?

Hoy en día, la mensajería es toda una industria basada en la tecnología, flotas de aviones, satélites, entregas con prioridad, envíos intercontinentales y de seguimiento en tiempo real a través de internet.

Compras globales

Hoy en día cualquier persona en cualquier parte del mundo puede enviar o recibir paquetes, cartas o documentos de interés. Un gran porcentaje de estos envíos llega en unos días, lo que ha dinamizado la economía internacional.

No solo se trata de traslados aéreos, también hay que incluir los que se realizan por mar y tierra. Las compañías que se dedican a este tipo de servicios disponen de cientos de vehículos para realizar los traslados dentro de un mismo país.

Debido a la globalización y al desarrollo de las tecnologías de la información, las empresas han ejecutado nuevos modelos de negocio que siguen transformando el sector.

Es el caso de Aerobox Uruguay, que ofrece a los uruguayos realizar compras en internet, en cualquier parte del mundo, y recibir los paquetes de forma fácil, cómoda y rápida. ¿Parece lo mismo que hacen otras empresas similares? Pues no es así…

Al contratar el servicio, el cliente recibe una dirección postal en Miami, Estados Unidos, hacia donde debe dirigir todos los productos que adquiera a través de la red. Después, la empresa traslada todos los paquetes recibidos hasta Uruguay, para su nacionalización y posterior entrega al usuario, evitando todos los problemas de importación.

Comercio electrónico

La inmediatez de la información, los medios de transporte más seguros y la masificación de internet han sido los catalizadores para dinamizar una de las industrias con mayor crecimiento en el mundo: la del comercio electrónico.

Miles de marcas se han adentrado con éxito en este ámbito de la economía a través de las tiendas online, lo que ha generado un mercado gigantesco de usuarios que adquieren productos y servicios a través de la red.

Detrás de toda esta movilización están los servicios de mensajería que han logrado capitalizar la recepción, la distribución y la entrega de productos en decenas de países.

Con el avance, los más beneficiados, sin duda, han sido los usuarios, que ahora tienen el mundo entero a un clic de distancia.

Ana Gómez
Calificación: 0/5 (0 votos)

Responder

Deja tu comentario
Introduce tu nombre