Un nuevo tipo de chocolate de color rosa ha llegado al mercado. Más de 10 años de trabajo han hecho falta para que puedas disfrutar de su aroma afrutado y suave textura.

¿A quién no le fascina el chocolate? Este popular alimento es una de las tentaciones más exquisitas que se disfrutan alrededor del mundo entero. Muchos lo llaman “placer culpable”, pues su color, sabor y textura dejan a más de uno con ganas de salirse de la dieta.

Hasta ahora se conocían tres tipos de chocolate básicos: el chocolate negro (llamado amargo u oscuro en algunas partes), el chocolate blanco y el chocolate con leche. La web Clasificacionde.org muestra una lista de tipos de chocolate más amplia, incluyendo el chocolate de frutos secos y cereales, el chocolate de cobertura, el chocolate con frutas y el fondant.

El chocolate sabe diferente en cada país, pues el cacao, fruta de origen tropical con la que se fabrica, se cultiva de distintas formas y, por supuesto, cada tierra otorga un toque especial. Uno de los mejores del mundo, según los expertos, es el cacao venezolano, seguido por el de otros países latinoamericanos.

Algunos expertos en el sector aseguran que el chocolate tiene sus orígenes en México. Incluso existe una leyenda que dice que el dios Quetzalcóatl regaló a los hombres el árbol que actualmente se conoce como Theobroma Cacao.

Pero un estudio científico reveló trazas de chocolate en fragmentos de cerámica muy antiguos, específicamente de los años 1.100 y 800 a.C. en Puerto Escondido, Honduras.

La última noticia en este mundo del cacao ha sido la reciente creación de una nueva variación de chocolate: el de color rosa, que ha sido denominado como el cuarto chocolate del mundo, al que han bautizado como “Ruby”.

Datos curiosos del chocolate rosa

Para la elaboración del chocolate rosa “Ruby”, de la marca Barry Callebaut, estuvieron realizando intensas investigaciones durante 10 años. Finalmente se ha podido concretar este novedoso lanzamiento.

Tiene un sabor afrutado, muy suave. La empresa chocolatera, con 175 años de experiencia en el sector, destaca que el “Ruby” no es amargo ni tampoco lechoso o dulce, como el resto de los chocolates, sino que cuenta con un toque suave que fácilmente recuerda a las bayas o frutos rojos.

Pero lo que más llama la atención es su sólido color rosa, el cual, según Barry Callebaut, es completamente natural. Se realiza con unas vainas rojizas que crecen en Ecuador, Costa de Marfil y en Brasil.

Uno de los mayores misterios es su estructura, pues las investigaciones indicaron que tiene más de 20.000 componentes diferentes, aunque no se trata de una cifra exacta, pues aún no han logrado determinarla de forma precisa.

¿Se acerca el fin del chocolate?

En los últimos meses se han visto artículos que aseguran que el fin del chocolate tendrá lugar en 40 o 50 años como mucho, lo que probablemente genera en muchos la siguiente pregunta: ¿No es contradictorio que se cree un chocolate tan fascinante y anuncien su fin en pocos años?

Un informe de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica, una agencia estadounidense, prevé que el aumento de las temperaturas causado por el cambio climático perjudicará las áreas adecuadas de cultivo.

Sin embargo, los productores de cacao pueden hacer frente a este fenómeno, que todavía se vislumbra lejano, si utilizan semillas criadas con resistencia a la sequía, ya que se trata de una planta bastante vulnerable y que solo se da en selvas y bosques tropicales.

Mientras tanto, en el presente, el “Ruby” ha ido ganando terreno hasta posicionarse como un nuevo tipo de chocolate. Será comercializado este año y llegará primero a Asia, después a Estados Unidos, Inglaterra y Europa.

Ana Gómez
Calificación: 5/5 (1 votos)

Esto tienes que compartirlo...

¡No te lo pierdas!