México transforma el hormigón en árboles.

Vía Verde es el nombre del proyecto ecológico puesto en marcha en México D.F. De acuerdo con el blog de Royal Vegas, este nuevo proyecto se suma a las iniciativas anteriores llevadas a cabo por la ciudad en su lucha contra la contaminación. Para ello, hicieron uso de espacios ya existentes y los transformaron en espacios verdes.

Jardines en medio de la ciudad

Las carreteras de México D.F suelen concentrar mucha contaminación. El tráfico y las emisiones de gases que generan los coches tienen un efecto negativo sobre el ambiente. Para atacar el efecto, se instalaron jardines verticales en más de 1.000 columnas de concreto.

Las columnas electas sostienen las autopistas y las vías rápida de mayor importancia en la ciudad. En total, se cubrieron más de 60.000 metros cuadrados. El resultado, además de ser ecológico, es estéticamente atractivo.

Los beneficios

La instalación de estos sistemas naturales favorece a la producción de oxígeno y a la absorción del dióxido de carbono. Como consecuencia, se reduce en gran medida la contaminación del aire. También disminuye un poco la contaminación acústica pues el jardín logra aislar parte del ruido producido por el tráfico. Por otro lado, mantienen una temperatura fresca.

Estas estructuras contribuyen a crear una ciudad más atractiva visualmente y sustentable. Fomentan el bienestar psicológico de los ciudadanos al disminuir el estrés. Este efecto es logrado gracias a las propiedades que los jardines poseen de aislamiento acústico. La disminución del ruido otorga una sensación de tranquilidad para quienes atraviesan la zona.

¿Cómo funciona?

Los jardines verticales colocados en las columnas de hormigón cuentan con un sistema de riego que mezcla agua tratada, con agua recuperada de las lluvias. El sistema también está pensado para aportar todos los nutrientes que las plantas necesitan para su correcto desarrollo.

Las plantas están colocadas sobre una estructura que cuenta con un aislante plástico y evita que la humedad -producto del riego- llegue a afectar el concreto de las columnas. Por lo que no genera ningún tipo de daño estructural. Sin embargo, cada columna cuenta con un número de identificación que permite que las personas reporten cualquier tipo de deterioro a través de las redes sociales.

Especies utilizadas

Fueron seleccionadas especies de plantas que son conocidas por su alta resistencia y porque no requieren de muchos cuidados. No consumen mucha agua, y la cantidad de luz y sombra que necesitan encaja con el ambiente que se encuentra en las columnas.

Están conformados principalmente por clorófito, cola de zorro, aralia, peperomia verde, trasdecantia y rocío.

El proyecto se realiza junto a Unidad de Investigación Científica y el Instituto de Ecología de la Universidad Nacional Autónoma de México. Cuenta con sistemas inteligentes que permiten el correcto monitoreo de la estructura para garantizar que funcione de forma eficaz. Ese monitoreo se realiza a distancia y el sistema incluso permite que se hagan intervenciones a distancia. El equipo a cargo realiza el análisis de gran cantidad de datos diarios que envía el sistema implementado.

Este proyecto es una iniciativa que busca mejorar la ciudad, añadir áreas verdes y combatir la contaminación diaria. Estructuras similares se han ido añadiendo en diferentes lugares del mundo, y crean un ambiente agradable para quienes transitan la zona en su día a día.

Andrés Román
Calificación: 4/5 (1 votos)

Responder

Deja tu comentario
Introduce tu nombre