lunes, 24 junio 2024 |

Actualizado a las

16:10 |
23.4 C
Madrid

El pez que se mete por la uretra y se engancha con espinas en el pene: descubre al candirú y a su peligroso ecosistema

El candirú es un animal diminuto que es muy difícil de ver. Sin embargo, muchos temen encontrarse con el pez que se mete por la uretra, debido a lo que se dice que hace, una vez que se introduce dentro del cuerpo humano.

Candirú: ¿Qué es y cómo detecta y parasita a sus presas?

El candirú, cuyo nombre científico es Vandellia cirrhosa, es un pez parásito que mide unos 2,5 centímetros de longitud y de aspecto translúcido, similar al de una anguila. Cuando se habla de parásito en pez, inmediatamente se piensa en el candirú, porque generalmente se alimenta de la sangre de otros peces de río más grandes.

El pez canero, se introduce dentro del cuerpo de sus víctimas a través de las branquias. Una vez que está posicionado, saca unas espinas que tiene para adherirse al otro animal y consumir su sangre. Cuando está satisfecho, abandona al huésped, pero no si antes dejar heridas que, en ocasiones, pueden ser letales.

El gran mito del pez que se mete por la uretra

Existen varios peces vampiros en el mundo, pero sin duda el pez candirú es el más temido, principalmente por los relatos en los que se asegura que ataca a los humanos, introduciéndose por la uretra. Sin embargo, hay poca evidencia científica sobre esto.

Desde el siglo XIX, hay diversas historias acerca del pez que se te mete en el conducto urinario y causa estragos dentro del cuerpo de las personas. La teoría afirma que los peces candirú se sienten atraídos por el olor de la orina humana en el agua, por lo que cuando la detectan, nadan hacia la persona y se introducen en sus genitales.

Una vez que están dentro del cuerpo, se aferran a los tejidos con sus espinas y comienzan a alimentarse de su sangre. Esto causa un gran dolor en el individuo y dificulta la extracción sin hacer daño.

https://twitter.com/Toni19183716/status/1692259715433029734

Hallar animales que tienen espinas en el pene de un hombre, no es algo que se haya documentado con evidencias científicas reales. Por eso, muchos expertos creen que estas historias están basadas en leyendas de la zona.

Sin embargo, el temor es real entre los habitantes del Amazonas, por lo que es poco frecuente ver penes meando en el río. Los locales recomiendan a las personas que deseen darse un baño en las aguas de este afluente, usar ropa interior, y bajo ninguna circunstancia, orinar en el agua o cerca de ella.

Por otra parte, los científicos consideran que es poco probable que un candirú sea capaz de introducirse en el pene de alguien. Primero, porque sus características físicas se lo impiden; el espacio limitado y la falta de oxígeno harían imposible su subsistencia.  Segundo, porque no se sabe si en realidad se sienten atraídos por la orina.

El único ataque de candirú registrado

Al día de hoy, solo hay un caso de un ataque de candirú que fue registrado por un médico de Manaus en Brasil. Presuntamente, la víctima acudió a la consulta del galeno tras afirmar que un pez canero saltó del agua mientras orinaba en el río y se introdujo en su pene.

El doctor explicó que el 28 de octubre de 1997 llevó a cabo una cirugía en el paciente para extraer el animal de su órgano reproductor. La intervención fue documentada y los restos del candirú se conservaron en formol.

Sin embargo, años después, un experto de la Universidad de Connecticut, llamado Stephen Spotte, puso en duda el caso. Tras analizar las evidencias, determinó que era imposible que este animal de río pequeño pudiese saltar desde al agua a través del chorro de orina e introducirse en el pene del sujeto, tendría que haber desafiado la gravedad para lograr tal hazaña.

Otro factor que Spotte investigó y usó para desmentir el caso, fue la afirmación de que los candirús se sienten atraídos por la orina humana. Según un estudio de 2001, estos peces no tienen preferencia por las sustancias químicas emitidas por este líquido excretado por los seres humanos.

Candirú: extracción y posibles tratamientos

Tal vez algunos podrían pensar que el olor a pescado en el glande sería una señal de que alguien tiene un candirú dentro del pene. Pero seguramente, el dolor insoportable, es el que hará sospechar que algo como esto ha sucedido.

La idea de tener un pez por dentro de su órgano reproductor, es la peor pesadilla de muchos de los hombres que viven cerca del río Amazonas. La causa principal del gran temor que se siente por el pez que se mete por la orina, es el tratamiento para extraerlo.

El candirú es un pez que una vez que se introduce en una parte del cuerpo es casi imposible de sacar, debido a que se aferra a los tejidos con unas espinas que tiene. Por esta razón, los tratamientos son bastante extremos.

Los habitantes del Amazonas emplean una planta llamada xagua, que se dice que es capaz de despegar al animal de su víctima, e inclusive puede desintegrarlo totalmente. En cuanto a la medicina tradicional, la opción más viable es una cirugía en el pene. Sin embargo, dependiendo del daño ocasionado al pene, podría existir la posibilidad de una amputación. Esta, sin duda, sería la peor opción para cualquier hombre.

Es casi imposible probar que el candirú se mete por la uretra

El candirú es un pez que es muy difícil de ver porque vive en las oscuras aguas de los ríos del Amazonas. Por esta razón, es bastante complicado atrapar a uno para estudiarlo. Esto dificultaría la posibilidad de comprobar las teorías que afirman que este animal es capaz de meterse por la uretra. Además, ninguna persona ha presentado evidencia plausible de un ataque, el único caso registrado no se considera creíble.

¿Dónde vive el pez que se mete por la uretra?

Es imposible encontrar al candirú en España, Estados Unidos o cualquier otro país que no esté en Sudamérica. Este temido animal vive en las cuencas de los ríos Amazonas y Orinoco.

El pez parásito se distribuye a lo largo de estos ríos y puede ser hallado en países como Brasil, Perú y Colombia, entre otros. Los candirús prefieren estar en las aguas turbias de los ríos y pasan mucho tiempo en el fondo. Por lo que, si alguien quiere evitar encontrarse con este animal, no debe acudir a estos sitios.

El candirú pertenece a una familia peligrosa

El candirú forma parte de la familia de los Siluriformes, en donde hay otros especímenes que también se consideran peligrosos. La gran mayoría posee dientes poderosos, grandes espinas y hasta bigotes. La rama de los aríidos se caracteriza por tener una gran aleta dorsal que les facilita sumergirse. Un gran número de ellos son venenosos. Por su parte, los plotósidos son similares a una anguila y tienen bigotes que usan para hallar a sus presas. Algunos de estos peces son de gran tamaño, y en algunos casos, se ha dicho que pueden comer personas.

Otros parásitos del Amazonas realmente peligrosos

El candirú es un pez parásito del Amazonas que causa temor en todo el mundo. Sin embargo, en esta parte del planeta, habitan otros parásitos mucho más peligrosos, que sí pueden poner en riesgo la vida de los seres humanos.

  • Un gusano nemátodo llamado, Onchocerca volvulus, es un parásito que produce una terrible enfermedad conocida como oncocercosis o ceguera de los ríos. La mosca negra es el medio de transporte que emplea el Onchocerca volvulus para infectar a los humanos. Una vez que uno de estos insectos pica a una persona, el gusano entra en el cuerpo y se reproduce. Sus larvas pueden afectar la piel y los ojos. En los casos más graves el individuo podría perder la vista.
  • El parásito Trypanosoma cruzi es otro de los más peligrosos que habitan en el Amazonas. Produce la bien conocida enfermedad de chagas, que puede ocasionar serios problemas digestivos y cardíacos. En este caso, el parásito utiliza a los chinches que viven en las paredes de las casas de barro de los habitantes de la selva para introducirse en el cuerpo humano. Una vez que una persona está infectada, es primordial matar al parásito lo antes posible, porque cuando la enfermedad se vuelve crónica, ya no se puede acabar con él. Solo se aplica tratamiento paliativo para los síntomas.
  • Tal vez uno de los parásitos más famosos del Amazonas sea el Plasmodium, que causa la malaria o paludismo. Esta terrible dolencia se transmite por la picadura del mosquito anofeles y entre sus síntomas destacan la fiebre intensa, vómitos y fuertes dolores de cabeza. Existen diversos tipos de Plasmodium, pero sin duda el P. falciparum es el más peligroso. Si la malaria producida por él no es tratada a tiempo, puede ocasionar graves problemas en los riñones y el cerebro, e incluso la muerte.

A pesar de que en el Amazonas existen parásitos más peligrosos que el candirú, la leyenda del pez que se mete por la uretra ha crecido tanto, que hoy en día muchos sienten temor por un animal que probablemente nunca vean, que por otros que sí podrían encontrarse y poner en riesgo sus vidas.

Cita este artículo

Pincha en el botón "Copiar cita" o selecciona y copia el siguiente texto:

Jugador, Alana. (2023, 24 agosto). El pez que se mete por la uretra y se engancha con espinas en el pene: descubre al candirú y a su peligroso ecosistema. Flipa.NET https://www.flipa.net/pez-que-se-mete-por-la-uretra/

Vota y ayúdanos a mejorar
Calificación: 5/5 (4 votos)
Alana Jugador
Alana Jugador
Licenciada en Comunicación social, especializada en periodismo impreso por la Universidad Arturo Michelena de Valencia. Locutora, productora y experta en SEO de contenidos.
Flipa » Naturaleza » El pez que se mete por la uretra y se engancha con espinas en el pene: descubre al candirú y a su peligroso ecosistema

Deja tu comentario

Deja tu comentario
Introduce tu nombre