Un templo hecho con un millón de botellas de cerveza se alza en la selva.

En Tailandia, el templo budista Wat Pa Maha Chedi Kaew se lleva todos los honores debido a su construcción de bajo coste.

Si te gusta beber cerveza en botella de vidrio, trata de contabilizar cuántas te has tomado a lo largo de tu vida y cuántas has tirado a la basura. No tienes que ser exacto, solo piensa en una cifra que creas la más real posible. Ahora imagina que apilas todas esas botellas, les colocas cemento y haces una pared, una habitación o hasta una casa.

Justamente esto fue lo que se le ocurrió al señor Heineken cuando hace más de 50 años inventó la botella-ladrillo. Aunque al principio nadie lo tomó en serio, lo cierto es que la botella-ladrillo revolucionó la manera de hacer construcciones de muy bajo coste en los países del tercer mundo.

Maravilla de vidrio

En la actualidad, hay miles de viviendas que utilizan bloques de vidrio hechos con botellas de cerveza vacías.

De todas las construcciones que existen en el mundo con este material, el templo budista Wat Pa Maha Chedi Kaew se lleva los honores. Situada en el corazón de la selva de Tailandia, esta edificación religiosa requirió más de un millón de botellas de cerveza Heineken (de color verde) y cerveza Chang (color marrón), que fueron recolectadas por los monjes en los basureros cercanos, con el fin de reducir la contaminación con desechos sólidos.

Mensaje de conservación

Los monjes no necesitaron beberse ni una cerveza para completar la construcción. De hecho, no lo pueden hacer debido a su religión. Pero tampoco fue necesario, porque había bastante material para reciclar. Quisieron de esta forma enviar un mensaje a la humanidad: con disciplina y empeño siempre se puede hacer algo para mejorar el medio ambiente.

Si quieres visitar el templo de vidrio Wat Pa Maha Chedi Kaew, vas a tener que prepararte para hacer un largo viaje. Está localizado a 500 Km de Bangkok, cerca de la frontera con Camboya, en una ciudad llamada Khun Han.

Felipe Alarcón Méndez
Calificación: 5/5 (1 votos)

Responder

Deja tu comentario
Introduce tu nombre